La Canela

La Canela

La Canela Baja

Lugar propicio de la comuna, cubierto de bellos boldos y fauna muy ancestral. Tuvo casas de adobes de sus campesinos, que cultivaban vegetales y aves, para bajar a los pueblos a caballos por la huella descendiente y venderlos o hacer trueque antes del regreso a sus hogares.

Fue un lugar de esparcimiento la fonda de la señora Lugarda, quién amenizó con su guitarra y canto, más sabrosas cazuelas, el divertimento de los mandantes que provenían de los lugares más apartados de la Comarca.

La Canela, lugar de campo tiene aún un pequeño arrollo que mantiene y surte muchas necesidades de sus habitantes.

Al subir la cuesta, antes de arribar, esta la virgen ancestral, protectora de quienes visitan la Canela Baja.

Según cuentan: los Vegas, los Abarca, Cisternas y Bernales de la localidad fueron asiduos viandantes.

Aún hoy es posible imaginar los huasos con sus aperos y vituallas bajando desde la quebrada, repuestos de sus labores de campo.

Un Alcalde, el señor Camilo Pérez V (Q.E.P.D) se preocupó de realizar adelantos.

Bajar Ficha